JUAN MIGUEL NAMA´HELLANIJAS

De la mano, casi sin darme cuenta, un ser que no conocía me fue llevando por un nuevo camino. Los días transcurrían y mi vida iba cambiando, pero armoniosamente y también, sin darme cuenta, cambiaba también la vida de quienes amo. Mis hijos y mi esposa, todo alrededor de quienes más amo, se iba también transformando, incluso uno de ellos decidió ser nuestro ángel y cuidarnos desde el cielo, pues era así parte de su misión.

Los años pasaron, y como si se tratara de un devenir anunciado, mi vida cambiaría a los 35, y así fue. Unos días antes, fui nuevamente llevado de la mano por aquel ser, a quién hoy llamo mi Ser Superior, a experimentar mis primeros contactos con los ángeles, con seres de otras dimensiones, con mis mismos aspectos pero en dimensiones más elevadas, con otros seres humanos a los que hoy llamo maestros, y todo cambio…

Desde entonces me he preparado para mi desarrollo espiritual en este cuerpo, acá en la Madre Tierra, pues sabiendo mi misión de vida, y teniendo la certeza que la consciencia trasciende a la vida, he encontrado tres caminos que me ponen al servicio de la humanidad. En uno de estos caminos, mi maestro Drunvalo tomó la otra mano, que no estaba libre por casualidad, y me ha llevado a unos conocimientos, experiencias y vivencias que cada día me comprometen con la enorme y honorífica responsabilidad de transmitirle a la mayor cantidad de humanidad posible, lo bella que es la vida, cuando la vives desde el espacio diminuto de tu corazón.

Hoy, a mis casi 40 años, difundo un mensaje: “La Madre Tierra ascenderá, y tu con ella si así lo decides. ¿Cómo saberlo?, en tu corazón está la respuesta, entonces permítete recordar cómo entrar a este diminuto espacio para que seas tú mismo quién decidas, pero déjame invitarte a que te pueda ayudar a encontrar un hermoso camino que se aparte de este sueño lindo llamado vida, para entrar en una consciencia superior llamada realidad”

Mi nombre es Juan Miguel, pero hoy sé que soy más que un solo nombre, soy un espíritu divino, un ser de luz, así como tú, que lees en este momento este escrito.

Nací en Colombia, hermoso país en donde la Madre Tierra ha depositado toda su belleza, a través de océanos, bosques, montañas, desiertos, selvas y llanuras. Y es allí, en las montañas cercanas a Bogotá, en donde encontrarás la morada para vivir esta maravillosa y única experiencia llamada “Despertando el Corazón Iluminado®“.

Estudié economía, y así como muchos profesionales, estudié y estudié… y me preparé…. y un día me pregunté, ¿soy feliz? Hoy en día te puedo decir que SI, pero este estado de regocijo debo agradecérselo, ahora como Terapeuta de Bioenergía, a mis ángeles, a mi Madre María, a mis maestros, a mi Ser Superior y a mis angelitos Mónica, Samir, Isabella y Samuel, a quienes cada vez que entro en mi espacio diminuto del corazón, los contemplo y abrazo en su esencia.

An’Anasha, Om Tat Sat.
Elexier para ti y para todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *